MEDITACIÓN BUDISTA Y SUS TÉCNICAS

¿Estás pensando en comenzar a practicar la meditación budista?


Debes saber que la meditación tiene grandes beneficios para la salud física, mental y emocional de las personas.

Las técnicas de meditación budista surgen de la filosofía del Buda, haciendo especial énfasis en la naturaleza del sufrimiento, sus causas y búsqueda de soluciones para disfrutar de una vida feliz y sana.



Las meditaciones budistas trabajan la mente de la persona que las practica, consiguen aumentar el grado de consciencia y ayudan a aprender sobre los procesos de la mente. Porque una vez que comprendes estos procesos, eres capaz de vivir una vida con menos estrés y ansiedad.


Existen diferentes escuelas de budismo donde cada una de ellas puede tener distintas técnicas de meditación, sin embargo, éstas se basan en la meditación Samatha y Vipassana.


Aquí te explicaremos cómo puedes ponerlas en práctica y encaminarte hacia una nueva forma de percibir el mundo que te rodea.



Meditación Samatha

Este tipo de meditación aquieta la mente y dirige el sentido de la conciencia. También induce a experimentar emociones positivas y amplía nuestra perspectiva. Se centra en desarrollar la calma, la claridad y la ecuanimidad, para conducir en última instancia a una profunda paz interior.

Las etapas iniciales de la meditación budista samatha pueden ser practicadas por cualquier persona, por lo tanto es un buen comienzo para que comiences a practicar la relajación budista. Se puede decir que es la base para prácticas de meditación más avanzadas como la Vipassana


Indicaciones para meditar:

  • Busca un lugar calmado y sin distracciones.

  • Coloca una alarma estableciendo el tiempo en el que quieres meditar. Empieza con poco tiempo y ve aumentándolo gradualmente conforme te sientas preparado.

  • Siéntate con la espalda recta y las piernas cruzadas en un cojín. Si te sientes más cómodo utilizando una silla, puedes hacerlo de este modo.

  • Coloca las manos sobre tu regazo de forma que no interfieran en la meditación.

  • Inclina la cabeza ligeramente y cierra tus ojos.

  • Al principio, puedes centrarte en tu respiración y luego ir enfocándose en distintas partes de tu cuerpo.

  • Una vez terminada la meditación, permanece unos segundos en silencio y reincorporate.


Meditación Vipassana

Vipassana significa “ver las cosas como son”. Ésta técnica de meditación budista busca alcanzar un nivel elevado de conciencia, viendo dentro de nosotros mismos y aceptando cada uno de esos aspectos que nos frustra o nos oprime, aquello que hay que mejorar para alcanzar la iluminación espiritual.


Este tipo de meditación no se trata de sentarse a reflexionar sobre la vida y los pensamientos. Es más bien una forma de observación de tu mente y de tu cuerpo. Según los budistas esto nos lleva a liberarnos del apego y los resentimientos que hemos acumulado a lo largo de la vida y que tanta infelicidad nos causan.


La meditación Vipassana requiere un grado de concentración más alto, por lo que es recomendable comenzar con la técnica de meditación Samatha hasta sentirse preparado/a para dar el siguiente paso.


Indicaciones para meditar:

  • Busca un lugar cómodo y sin distracciones.

  • Siéntate en una postura armoniosa. Por lo general, esta técnica de meditación budista se realiza sentado con la espalda recta en una almohada o cojín sobre el piso.

  • Si optas por usar una silla, mantén la espalda recta pero sin apoyarte en el respaldo.

  • Para comenzar, realiza los ejercicios respiratorios de la técnica Samatha.

  • Una vez que comiences a relajarte podrás notar que vienen a tu mente ráfagas de sensaciones o pensamientos negativos. Déjalos pasar mientras te concentras en tu respiración.

  • Luego intenta trasladar la atención a una parte de tu cuerpo, o bien, a otro pensamiento que tú elijas por un breve momento.

  • Este proceso consigue alcanzar la conciencia sin apego, evitando aferrarte a cualquiera de los pensamientos que pasen por tu mente.

  • Permanece de este modo el tiempo que hayas establecido y finaliza prolongando un momento de silencio.


Meditación Metta Bhavana

Este tipo de práctica también se conoce como Metta (significa amor y bondad).

Se basa en centrarnos en la capacidad de nuestro corazón para desear a los demás la felicidad, que es una forma de desearnos felicidad a nosotros mismos, extender estas emociones positivas a todos los seres, cultivando el deseo de que todos sean felices y que no sufran, desarrollando una actitud mental proactiva en este sentido.

Si deseas practicar este tipo de relajación budista, te recomendamos comenzar con unos minutos de meditación shamatha, para que la mente se tranquilice y se vuelva receptiva.


Indicaciones para meditar

  • Elige una postura cómoda, puede ser la postura del loto o medio loto, cierra los ojos y dirige tu atención a la respiración.

  • Dirige tus deseos de bienestar y bondad hacia tu persona. Inhala y exhala, siempre por la nariz. Luego dirige tu atención hacia una persona a la que ames. Inhala y exhala. Ahora, dirige tu atención a alguien que despierte en ti sentimientos neutrales, seguido de alguien a quien de alguien con quien tengas problemas o te genere algún sentimiento negativo. Tu meditación hará que fluya el amor por igual hacia todos los seres, independientemente de cómo te sientas con respecto a ellos. Con esta técnica de meditación comprenderás que las etiquetas no existen, se desvanecen, y lo que queda es el “amor benevolente”, en su forma más pura y simple.

  • Después de un período de práctica activa de Metta, continúa sentado con los ojos cerrados y enfocándose en la respiración durante algunos minutos.


 

Una buena forma de acercarte a cualquiera de estas técnicas de meditación budista, es regalándote un momento para ti, para posibilitar una conexión plena entre mente, cuerpo y espíritu.


Puedes probar asistiendo a alguno de los retiros que se realizan en el Jardín de la Abundancia, los cuales te harán vivir toda una experiencia.


15 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo